Dani Rodríguez y Edu Durán entrenan con los Pequebasket

CMB 28-02-2018 - Melilla Baloncesto

  • Han realizado competiciones de habilidad y tiro, además de jugar un partido y un ‘K.O.’

Los jugadores y jugadoras que conforman el Pequebasket del Melilla Baloncesto han recibido esta tarde una sorpresa durante su entrenamiento, y es que los jugadores del primer equipo Dani Rodríguez y Edu Durán les han visitado para pasar un buen rato de baloncesto.

Las jóvenes promesas han podido realizar diferentes competiciones de habilidad y tiro, además de disputar un partido en la que los dos jugadores profesionales han capitaneado cada uno de los equipos, así como un ‘K.O’ en la que tanto Durán como Rodríguez han participado y en el que se ha visto derrotados por uno de los integrantes del equipo dirigido por Pedro Abderrahman y David Sánchez, lo que ha provocado la locura entre los más pequeños.

La visita ha culminado con lanzamientos desde más allá del mediocampo por parte de los jugadores de la primera plantilla azulina y la tradicional foto de familia para inmortalizar esta divertida tarde de baloncesto.

Dani Rodríguez y Edu Durán entrenan con los Pequebasket

  • Han realizado competiciones de habilidad y tiro, además de jugar un partido y un ‘K.O.’

Los jugadores y jugadoras que conforman el Pequebasket del Melilla Baloncesto han recibido esta tarde una sorpresa durante su entrenamiento, y es que los jugadores del primer equipo Dani Rodríguez y Edu Durán les han visitado para pasar un buen rato de baloncesto.

Las jóvenes promesas han podido realizar diferentes competiciones de habilidad y tiro, además de disputar un partido en la que los dos jugadores profesionales han capitaneado cada uno de los equipos, así como un ‘K.O’ en la que tanto Durán como Rodríguez han participado y en el que se ha visto derrotados por uno de los integrantes del equipo dirigido por Pedro Abderrahman y David Sánchez, lo que ha provocado la locura entre los más pequeños.

La visita ha culminado con lanzamientos desde más allá del mediocampo por parte de los jugadores de la primera plantilla azulina y la tradicional foto de familia para inmortalizar esta divertida tarde de baloncesto.